anterior autor siguiente

      SEPULCRO DE LA LUZ

¿Quién yace aquí, debajo de estas losas?
Ahora la sombra, pero fue locura
de amor cuando viviera; no perdura
la humana luz, ni su pasión, hermosas.

Siempre acaba el amor. Todas las cosas
su luz menguada extinguen, y en la hondura
vacía de la nada tanto dura
olor de los humanos o de rosas.

Pensáis que yo estoy vivo porque canto
con viva voz, junto al que escucha, un sueño
que pudiera ser vuestro y sólo es mío.

Bien muerto estoy, pues ni siquiera hay llanto
después de este dolor, y no soy dueño
suyo. No tiene mar mi pobre río.

autógrafo

Francisco Brines


subir volver Palabras a la oscuridad (1966) V   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio