LA AUSENCIA

Se me perdió tu huella.
                          Un viento
huracanado y frío la borró del sendero,
dejándome los pasos
sin rumbo alguno ahora,
sin saber hacia dónde
orientar el destino.

En torno de esta inmensa
soledad gira y gira
el desmedido anillo
del horizonte en vano.

Me llaman los caminos
pero no los encuentro:
tu voz, mi rosa náutica,
mi rosa de los vientos,
se me apagó en la noche.

Meira Delmar


subir  volver  Laúd memorioso (1995)   siguiente  anterior
Presencia y Ausencia del Amor
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio