anterior autor siguiente

      YO

Un hombre lleno de olvidos
llega hasta ti como un ciego.
Sus ojos son dos semillas
que le brotan hacia adentro.

¿Ves el árbol que se clava
en su memoria, en su suelo?
Las flores que de ti dé
se le abrirán en el sueño.

Ya la sombra de ese árbol,
en la llanura del tiempo,
como en una primavera
revivirán tus recuerdos.

autógrafo

Manuel Altolaguirre


subir volver Poemas en América (1955)   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio