Hoy buscarás en vano
a tu dolor consuelo.

  Lleváronse tus hadas
el lino de tus sueños.

Está la fuente muda,
y está marchito el huerto.

Hoy sólo quedan lágrimas
para llorar. No hay que llorar, ¡silencio!

autógrafo

Antonio Machado


subir volver Galerías (1900-1907)   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio