anterior autor siguiente


Ayer hemos estado, sin querer, en Oriente,
entre ornamentos aúreos y olorosas resinas.
¡Qué pomposo tu pelo y qué hermosa tu frente
entre las hieráticas vírgenes bizantinas!

¿Eramos dos viajeros, éramos peregrinos?
¿Eramos dos curiosos, frívolos, al pasar?
Yo no sé lo que somos, cuáles nuestros caminos.
Yo hablo demasiado, tú no quieres hablar.

autógrafo

Baldomero Fernández Moreno


subir volver Elegía de Alondra: Poemas Inéditos   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio