anterior autor siguiente

  JESÚS, EL NIÑO PERDIDO 1

Pensando en uno que
no ha llegado, caí
en pensar en Aquél que
se perdió entre las manos
de los hombres. Y lo soñé
para volverlo a nacer,
tan puro, tan
bueno como el otro,
siempre sobre las
manos del que
pide algo y sobre
los ojos del que llora
por algo.



Andrés Eloy Blanco


1 Original manuscrito. Biblioteca Nacional.


subir volver Otros poemas   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio