anterior autor siguiente

        SONETOS DEL CREPÚSCULO 1

      QUINTO SONETO DEL CREPÚSCULO

Serenidad: del monte de granito
salta la sangre en púrpuras radianas,
y un mar de espigas, hasta el infinito,
tiene un temblor de espadas victoriosas…

Como flotando en el trigal bendito,
todo un rosal las curvas armoniosas,
rozándole en los labios como un rito,
un beso vertical sobre las rosas,

cruza la Ansiada: de sus trenzas blondas,
sueltas a un viento de tristezas hondas,
surgen la paz y la oración amigas,,,

Atenúan su sangre los rosales,
y desde sus palacios siderales
¡el sol dora de luna las espigas!...



Andrés Eloy Blanco


1 El Universal, Caracas, 21 de agosto de 1916, p. 5


subir volver Otros poemas   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio