anterior autor siguiente

      DANZA ELEFANTINA

El elefante, cuando baila,
pierde su gravedad de monumento.
Se diría que un terremoto desquicia
las cuatro columnas con que se afinca al suelo...

Me parece la sombra de Juan Sebastián Bach
ejecutando al órgano algún tango moderno.



Enrique González Martínez


subir volver El romero alucinado (1923)   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio