anterior autor siguiente

        A LA PRESENCIA DEL SER

He de tornar al Ser súbitamente,
como estrella un instante separada
de su constelación, y limpiamente
a su órbita de luz incorporada.

Todas las noches salgo ansiosamente
por ver si le descubre la mirada,
y cada noche el corazón le siente
más próximo, en la sombra iluminada.

Subiré por las diáfanas escalas
de los espacios, convertido en alas
deslumbradoras como vivo tul,

y le hallaré en los últimos caminos
que se abren a los tránsitos divinos,
en el cielo infinitamente azul.

autógrafo

Germán Pardo García


subir volver Los cánticos (1935)   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio