anterior autor siguiente

        PROXIMIDAD DEL ESPACIO

Así mi ser atónito consulta
desde ahora los flancos abismales.
Aligera pesados materiales
y al mundo exhibe identidad oculta.

Saca de abajo lo perdido. Indulta
al ruiseñor que estaba en los eriales,
y vuelve con sus silbos cenitales
más ruiseñor en su belleza adulta.

Así a partir mi espíritu preparo;
grandioso, libre, insojuzgable y claro
cual un gran río que sus aguas vierte,

pues es la vida el valle que abandono;
los arcanos la altura que corono
y la esperanza de volver, la muerte.

autógrafo

Germán Pardo García


subir volver Hay piedras como lágrimas (1957)   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio