anterior autor siguiente

        AUTORRETRATO A LOS 6 AÑOS

Un vidrio separaba al cerro Altamirano de mis manos.

Una puerta dejaba afuera del salón de clases
a la escalera, que se precipitaba en el pueblo.

Todos querían entrar en la clase de español:
el gorrión, las piedras, el fresno y el azul del cielo.

Mi lápiz dibujaba a la maestra campesina:
su vestido raído, sus zapatos deslenguados.

Yo aprendía a leer como se aprende a ser:
tú, yo, padre, hermano, la sombra en la pared.

autógrafo

Homero Aridjis


subir volver Los ojos desdoblados   (1960)   siguiente anterior
Voz: Homero Aridjis Voz: Homero Aridjis

aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio