anterior autor siguiente

        ÉSTE ES UN SUEÑO

No temas a los sicarios
que con pistolas de aire
vienen bajo la lluvia.
No te duelas por las víctimas
que en la esquina los aguardan
con el pecho abierto.
No te preocupes,
los dioses del sacrificio humano
están muertos.
Éste es un sueño.
Cuando despiertes,
no habrá sicarios ni víctimas,
sólo estará la lluvia
cayendo sobre una calle vacía.

autógrafo

Homero Aridjis


subir volver Del cielo y sus maravillas, de la tierra y sus miserias   (2013)   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio