anterior autor siguiente

POEMA DE LA SOLEÁ

  ¡AY!

El grito deja en el viento
una sombra de ciprés.

(Dejadme en este campo,
llorando).

Todo se ha roto en el mundo.
No queda más que el silencio.

(Dejadme en este campo,
llorando).

El horizonte sin luz
está mordido de hogueras.
(Ya os he dicho que me dejéis
en este campo,
llorando).

autógrafo

Federico García Lorca, 1921-1924


subir volver Poema del cante jondo (1921-1922)   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio