anterior autor siguiente

        COLOQUIO SIDERAL

¡Te adoré tanto anoche!
                                          —Me adoraste en ausencia.
—¡Te besé tanto anoche!
                                          —Me besaste en ausencia.
—¡Te miré tanto anoche !
                                          —Me miraste en ausencia.

—¡Te adoré
sin pensarte en la forma.

Te besé
sin sentirme en tu rostro.

Te miré
sin mirada y sin sol...

                                          —¿Y eso es posible, amada?
—Pregúntalo a la nube
que cruzó por mi sueño y se posó en tu alma.

                                          —¿Qué se posó en mi alma?
—Cargada por la brisa, con la última nota
de mi vida en canción...

                                          —Y la brisa ¿qué hizo
                                          al sentirte en sus prados?
—Con los ojos turbados
presenció mi invasión...

                                          —¿Y no quiso besarte?
—Sus labios no alcanzaron
mi corazón en flor.

Hubo de ver mi rostro
en sonrisa de agua,
contigo en la emoción...

                                          —¿Y así llegaste, amada?
—Así miré tu alma,
te besé en la sonrisa,
y adoré tu ilusión...

autógrafo
Julia de Burgos


subir volver Canción de la verdad sencilla (1939)   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio