anterior autor siguiente

      A NELA

Alada virtud
te dan los azules
de la juventud.

En tu amanecer
se oyó la sonata
del dulce querer.

El rey Capulí
y el paje Listón
se mueren por ti.

El niño del mar
dictaba los sueños
para navegar.

Tenía un blasón,
tenía la cinta
de tu corazón.



José María Eguren


subir volver Versos de circunstancias   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio