anterior autor siguiente

        A PEDRO NEL OSPINA

Tú sí tienes pudor: has puesto el hierro
rojo en la herida que aún la sangre brota.
Eres digno; tú no eres como el perro,
que acaricia la mano que lo azota.

Tú sí tienes vergüenza: has puesto el puño
en el semblante del ladrón temido,
del patán de los cerdos y del cuño;
así se aplasta el rostro de un bandido.

Con el pie diste a la felona audacia,
y si faltaste a sosa diplomacia,
salvaste la verdad con el decoro.

¡Oye! ¿No escuchas? En el mundo entero
te están dando el aplauso verdadero
los que prefieren el honor al oro.



Julio Flórez


subir volver Otros poemas   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio