anterior autor siguiente

        OCTUBRE 1949

En su alazán sin freno ni montura
Regresa Octubre, el de la rosa plena,
El de la vara fiel de la azucena
Y un topacio de sol en la cintura.

Regresa Octubre ardiente en la dulzura
De la asombrosa faz de la sirena
Y del tritón nupcial, sobre la arena
Donde quiebra la ola su aventura.

Aquí está Octubre y un ramal de llanto
Contra la boca me divide el canto
En sollozo y poema oscurecido.

En la frontera de mi aurora yerta
Abre este Octubre una dorada puerta
Y me lastima su fulgor erguido.

autógrafo
Juana de Ibarbourou


subir volver Perdida (1950) I   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio