anterior autor siguiente

        ENSUEÑO

El ruiseñor azul de mi entresueño
sigue en el alba dándome su canto.
Hay una luz naciente sobre el llanto
y en «dejarse ir», un nuevo empeño.

En la mujer desierta, ya sin dueño,
en la mujer ungida del espanto
de «ya no poder más», un nuevo canto
álzale el surtidor entre su sueño.

Desabrocha una flor en la maraña
la pequeña corola de la huraña
estrella temerosa; todo tiene,

una leve señal de epifanía.
Hasta parece que sonríe el día
para la dulce noche que me adviene.

autógrafo
Juana de Ibarbourou


subir volver Poemas sueltos   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio