anterior autor siguiente

      LA MEMORIA

¡Qué tristeza este pasar
el caudal de cada día
(¡vueltas arriba y abajo!),
por el puente de la noche
(¡vueltas abajo y arriba!),
al otro sol!
                    ¡Quién supiera
dejar el manto, contento,
en las manos del pasado;
no mirar más lo que fue;
entrar de frente y gustoso,
todo desnudo, en la libre
alegría del presente!

autógrafo

Juan Ramón Jiménez


subir volver Las tres presencias desnudas (1917-1924)   siguiente anterior
versión de Unidad (1918-1923)
portugués Tradução de Adriano Nunes
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio