anterior autor siguiente

    EL ARTE

      Soneto

Cuando la vida, como fardo inmenso,
Pesa sobre el espíritu cansado
Y ante el último Dios flota quemado
El postrer grano de fragante incienso;

Cuando probamos, con afán intenso,
De todo amargo fruto envenenado
Y el hastío, con rostro enmascarado,
Nos sale al paso en el camino extenso;

El alma grande, solitaria y pura
Que la mezquina realidad desdeña,
Halla en el Arte dichas ignoradas,

Como el alción, en fría noche oscura,
Asilo busca en la musgosa peña
Que inunda el mar azul de olas plateadas.

autógrafo
Julián del Casal


subir volver Hojas al viento (1890)   siguiente anterior
Recitado Voz: Leonelli Marcela
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio

Incluido en el sitio La Habana Elegante, la revista poética cubana en internet