“No sé de dónde habrá salido históricamente el orgullo español, pero mejor haríamos no removiéndolo nunca más, porque desde el XV anduvo España pidiendo limosna de misericordia y piedad por toda Europa con el pecho herido de la vigüela de arco, con la palma patética y desolada que se llama así, la Folía della Spagna.”

*

“El poema Diferencias sobre la folía: sus primeros versos son para dibujar la estancia en que tendrá lugar la gran trapacería y entrega por asedio del corazón de España. Lo primero, pues, los diedros del aposento,  que tiene cúpula de Panteón de Agripa, oquedad de lagar y resonancia de zafra abandonada a traición. Luego, en sucesivas diferencias, irán pasando los pasos del saqueo, del despojo, la inundación, la insolencia, la intemperie y el colmo de esa recámara, hasta conseguir que sus líneas dibujen la figura de la mundana.”

*

    DIFERENCIAS SOBRE LA FOLÍA

  Acércate a la Locura de la España
para que sepas lo que es en el mundo
clamar por la pared a golpes de hueso ilíaco usado como llana
hasta dejarla en puro pecado original,
hacer vibrar por todo el valle de la vida
los quijarazos de hueso afilado
hasta el extremo de navaja barbera o cuerda de viola:
para que sepas lo que puede ser clamar
en el valle multitudinario de la tarde
y no obtener de nadie más piedad
que si tocaras vigüela d’arco cara a la pared,
con rayos de sol limón
por toda consolación
los ratos que las nubes clementes lo consienten,
y no apremiar el arco en esa colofonia:
afilar el rencor.
                          (Al fondo del paisaje
                          visto desde la alcoba
                          encalada de música,
                          por cenefa ondulante, este motivo:
                          “Y tenderá la mano la mundana
                          hasta quedarse calva de pedir piedad”.)

[Madrid, 13/IX/93.]

autógrafo

Luis Cañizal de la Fuente


subir  volver  Luis Cañizal de la Fuente   siguiente  anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio