anterior autor siguiente

        EL VALLE DE LA INFANCIA

¡Oh senda! ¡Oh monte abrupto! ¡Oh gruta umbría!
¡Musgoso manantial! ¡Valle sereno,
De frescas sombras y memorias lleno!
¡Plácido albergue de la infancia mía!

Éstas las flores son que yo cogía
Cuando niño vagaba en vuestro seno;
Conozco bien de la cascada el trueno;
¡Así el viento los árboles movía!

Cargado Ya del peso de los años,
A ti vuelvo, selvático retiro,
Que no padeces de la edad los daños.

Suspendo el paso, o por tus vueltas giro,
Y gozo aquí de libertad engaños,
Y ambiente de inocencia aquí respiro.

autógrafo

Miguel Antonio Caro


subir volver Obras poéticas (1929)   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio