anterior autor siguiente

        SILLA MECEDORA

Me duelen las piernas dijo la silla
Están llenas de várices

Siento unas gotas de sudor frío
bajando por mi respaldo

En vez de astillas tengo espinas
y mi asiento se cubre de llagas

No sé de dónde salió este hombre
que está sentado en mí sangrando

Al tercer día se puso de pie
y voló por la ventana del cuarto

y el viento empezó a mecerme
como si nada hubiera pasado

autógrafo

Óscar Hahn


subir volver Versos robados   (1995)   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio