VER

Quiero ver sueños.

Ver violetas arbóreas,
calles groseras, niños sumergidos en nubes.

Tocar la profundidad,
ver, fingir mi debilidad.

Ver lo que no veo,
ver, exijo verte.

Crear un espacio,
un ojo, un iris caído,
unos ojos más, pido.

Sucede que las esporas del olvido
conmueven en mi retina.

Despacio, lento e ignorante,
mis ojos duelen.

Quiero cantar con mis ojos,
ver lo real, sólo lo importante.

Lo indiferente cegar,
olvidar.

Ver lo que veo,
ver lo que no veo,
ver lo que podría haber visto.

Prever el choque, la luz, lo inevitable.

Ver lo que no pueden ver los demás.

Exclusivo, la memoria en mis ojos.

Ver dos veces, ver atrás, sobre mí, a través.

Porque veo y no sé; de la oscuridad al fuego.

Ver para ver,
conocer cada cosa;
por ejemplo... el perfume, la muerte.

Conocer la vida,
ver, por favor, ver.

Porque sabemos que no vemos,
nos ocultamos ciegos, con perros de caza.

Salir por las noches a buscarte,
abrir tus párpados, encenderte.

Ver, porque todos dicen que veo,
y de tanto visionar...
quedo ciego.

Waldo Marcelo Mallea Hernández



subir volver  Waldo Marcelo Mallea Hernández   siguiente  anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio