anterior    aleatorio / random   autor / author   inicio / home   siguiente / next

ALONDRA DE LA CAMELIA BURLADA

Aunque me digas que no,
yo sé que estás esperando
la cita del ruiseñor.
Tus fríos pétalos blancos,
tu sonrisa, tu silencio,
todo te está delatando.
Si amor no aleja tu sueño,
¿a qué, entonces, te mantienes
despierta como un lucero?
Es inútil que lo niegues.
¡Y cuánto se burlarían,
si se enteran, los claveles,
de que andas loca perdida
por la abierta madrugada!
Ya ni las lluvias de abril
podrían lavar tu falta.
¡Y cómo verte me apena,
tan voz de llanto y escarcha,
contemplando las estrellas!
Pero te queda un remedio:
entrar de madre abadesa
en un florido convento.

autógrafo

Pedro García Cabrera


subir   poema aleatorio   Día de alondras (1951)   siguiente / next   anterior / previous
7 ALONDRAS EN EL JARDÍN