anterior    aleatorio / random   autor / author   inicio / home   siguiente / next

        SÁLVESE QUIEN PUEDA

Ahora las ciudades
dejan por fuera el hombre.
Son espacios felinos
con sus cortacircuitos y sus pasos de cebra,
donde coger la flor del horizonte
es trepar a un cadalso.
Calles, calles y calles,
retortijones de cemento;
paribuelas de insomnios y vigilias
ponen a tu servicio
monstruos aparcados,
babeles de aspavientos.
Yo no deseo ser sólo un inválido
de mi rumor de intimidad,
un preso de semáforos y anuncios
que golpean con guantes de boxeo.
Y he aquí dónde tengo la morada,
en el fiel del peligro,
en un cilicio de perplejidades
que te tiende sus trampas sonriendo.

autógrafo

Pedro García Cabrera


subir   poema aleatorio   Hacia la libertad (1978)   siguiente / next   anterior / previous