anterior    aleatorio / random   autor / author   inicio / home   siguiente / next

      FLOR DE ESPONTANEIDAD

(Versos de álbum)

El acero en el papel
extraños rasguños deja
al escribir: es la abeja
que pica para dar miel.

No escribo con pluma de ave
sobre pergamino blando,
resbalando... resbalando:
mi pluma corre suave;

porque la musa que inspira
mis versos es la amazona
que de roble se corona
y de piedra hace su lira.

Mi musa es como el torrente,
que va entre peñas y frondas,
mientras palpita en sus ondas
el alma de un continente...

Artes nimias y pueriles
extrañas son a mi pluma;
la delicadeza suma
es para almas femeniles.

No esfuerzo mi arte en buscar
falso brillo de oropeles:
yo sé que guarda más mieles
que un palacio un colmenar.

Sábelo: el poeta no es
artificioso elegante,
que esconde en mórbido guante
largos dedos de marqués;

mas tampoco odia la seda
cuando viste un porte altivo.
No es el burgués positivo:
es el ala, no la rueda...

Libre así, corriendo va
por la selva del dolor:
es el alma, toda amor,
que ama al Arte donde está.

Mas no te extrañes al fin,
si tras el Arte, corriera
del torrente a la bañera
y de la selva al jardín;

que la bañera en su linfa
retrata tu faz de diosa
y cada botón de rosa
es una boca de ninfa.

Y verás tú cómo enfermo
de fatiga y desengaño,
en frescas aguas me baño,
y en blandas rosas me duermo.

No importa que el alma mía
sufra en angustia secreta,
puesto que el mal del poeta
es bien de la poesía.

Si huérfano del aroma
de nada sirve el capullo,
si Dios soñó en el arrullo
y luego hizo la paloma,

sobre el palomar en ruina
el arrullo alado nace
y el aroma en la flor hace
la redención de la espina.

Apiádate del que a ti
vuela en alas del lirismo:
¡yo no valgo por mí mismo,
sino por lo que hay en mí!...

1890.

autógrafo

José Santos Chocano


subir   poema aleatorio   Selva virgen (1898)   siguiente / next   anterior / previous