anterior autor siguiente

        IMPOTENCIA

Ya no puedo reír. Cuando en el pecho
ladra el dolor y en llanto se deslíe
el corazón en su recinto estrecho,
puede el labio temblar... ¡pero no ríe!

Yo no puedo cantar. Cuando la pena
roe la vida, sin cesar, en tanto
que el Hastío el espíritu envenena,
puede el grito brotar... ¡pero no el canto!

Ya no puedo luchar. Cuando los brazos
al fin se cansan, cuando nadie escucha
el sollozo de un alma hecha pedazos,
puede el hombre morir... ¡pero no lucha!



Julio Flórez


subir volver Manojo de zarzas (1906)   siguiente anterior
aumentar tamaño letra reducir tamaño letra poema aleatorio