Vicente Aleixandre (1898-1984)



Menú de poemas por TÍTULO y primer verso



Miguel Ángel Asturias autores Luis Palés Matos




A DON LUIS DE GÓNGORA

A FRAY LUIS DE LEÓN

A GABRIELA MISTRAL

A LA MUERTA

A la orilla el abismo sin figura ensordece

A LA SALIDA DEL PUEBLO

¿A quién amo, a quién beso, a quién no conozco?

A TI VIVA

A UNA CIUDAD RESISTENTE

A UNA MUCHACHA DESNUDA

A veces

A veces, sentado, después de la larguísima jornada

A veces ser humano es difícil. Se nació casi al borde

ACABA

ACABA

ACABÓ EL AMOR

ADIÓS A LOS CAMPOS

Aquí los cantos, los grupos, las figuras

ADOLESCENCIA

AGOSTO

AGUA DEL MAR

Agua del mar, ¿quién la siente?

¡Ah! Eres tú, eres tú, eterno nombre sin fecha

¡Ah la frente serena!

Ah, triste, ah inmensamente triste

AL AMOR

AL CIELO

AL COLEGIO

Al encontrarse el pájaro con la flor

AL HOMBRE

AL SUEÑO

ALBA

Algo se aúna, exige

Allá donde el mar no golpea

Allá en el fondo del pozo donde las florecillas

Allá en los montes otros

Allá por las remotas

Allí, en la plaza que evocadora dicen, no, dijeron

Allí están todos, y tú los estás mirando pasar

Allí surtiendo de lo oscuro

AMANTE

AMARGA BOCA

Amigos, no preguntéis a la gozosa mañana

AMOR DEL CIELO

Amor mío, amor mío. Y la palabra suena en el vacío. Y se está solo

ANSIEDAD PARA EL DÍA

ANTE EL ESPEJO

Anteayer distante

ANTIGUA CASA MADRILEÑA

Aquel grandullón retador lo decía

Aquel niño tenía extrañas manías

Aquí en la vida presente este niño es un niño

Aquí también entré, en esta casa

Aquí tú, aquí yo: aquí nosotros

Árboles, mujeres y niños

ASCENSIÓN DEL VIVIR

Ascesis del color: gemido, duelo

Así acaricio una mejilla dispuesta

Así besándote despacio ahogo un pájaro

Así la vida es casi fácil. La vida no es tan difícil

Aún más que el mar, el aire

Aún tengo

AURORA INSUMISA

Bajo el sollozo un jardín no mojado

BAJO LA LUZ PRIMERA

Bajo la paz del cielo en una tarde azul veréis el monte

BAJO LA TIERRA

Bajo la tierra el día

Basta, basta

Basta, tristeza, basta, basta, basta

Bendito sea

Beso alegre, descuidada paloma

Bigotillo sutil

BLANCURA

BOMBA EN LA ÓPERA

Brilla la luna entre el viento de otoño

BULTO SIN AMOR

CABELLERA NEGRA

CABEZA DORMIDA

CABEZA EN EL RECUERDO

CADA COSA, CADA COSA

Cadencia y ritmo

Calla, calla. No soy el mar, no soy el cielo

CAMPO

Campo desnudo. Sola

CANCIÓN A UNA MUCHACHA MUERTA

CANTAD, PÁJAROS

CÁNTICO AMANTE PARA DESPUÉS DE MI MUERTE

Carne de cristal triste intangible a las masas

Casi me amabas

CASTILLO DE MANZANARES EL REAL

CERRADA

CERRADA PUERTA

Chupar tu vida sobre tus labios

CINEMÁTICA

CIRCUITO

CIUDAD DEL PARAÍSO

CIUDAD VIVA, CIUDAD MUERTA

COBRA

COMEMOS SOMBRA

COMO EL VILANO

Como la corteza misma de un árbol

COMO LA MAR, LOS BESOS

Cómo nació el amor? fue ya en otoño

COMO SERPIENTE

Como un fantasma que de pronto se asoma

Como un niño que en la tarde brumosa va diciendo su lección y se duerme

Como una canción que se desprende

CON LOS DEMÁS

CON TODO RESPETO

Confundes ese mar silencioso que adoro

CONSUMACIÓN

CORAZÓN EN SUSPENSO

Corazón estriado

CORAZÓN NEGRO

CORONACIÓN DEL AMOR

CRIATURAS EN LA AURORA

CRUZADA

Cuán delicada muchacha

Cuando contemplo tu cuerpo extendido

Cuando me miras

Cuando te miro, monte o diminuta rosa

Cuánta tristeza en una hoja del otoño

¡Cuántas veces sabiendo

CUARTO PAR 7

CUARTO PAR 8

CUERPO DE AMOR

CUERPO DE PIEDRA

Cuerpo feliz que fluye entre mis manos

CUERPO SIN AMOR

DEL COLOR DE LA NADA

DEL ENGAÑO Y RENUNCIA

Delante está la mesa

Delgadas lenguas, cabelleras rubias

Demasiado solo está el caballero. ¿Lo es? El licenciado pertenece al Consejo

Descubiertas las ondas velan

Desde esta quieta estancia sin pasión yo contemplo

DESDE LA LARGA DUDA

Desde lejos escucho tu voz que resuena en este campo

DESIERTO

DESPUÉS DE LA MUERTE

Después de todo lo mismo da el calor que el frío

DESPUÉS DEL AMOR

DESTERRADO DE TU CUERPO

DESTINO DE LA CARNE

DESTINO TRÁGICO

Dichosa claridad de la aurora

DIFÍCIL

Dime, dime el secreto de tu corazón virgen,

Dime pronto el secreto de tu existencia

DIOSA

DONDE NI UNA GOTA DE TRSITEZA ES PECADO

Dormida sobre el tigre

Duele la cicatriz de la luz

Duerme, muchacha

DÚO

Dura es la mano del que alzó esta piedra

EL AIRE

EL ÁLAMO

EL ALMA

EL ALMA BAJO EL AGUA

EL AMOR IRACUNDO

EL AMOR NO ES RELIEVE

EL AMOR PADECIDO

EL ÁRBOL

El árbol jamás duerme

EL ARCÁNGEL DE LAS TINIEBLAS

El beso

EL BRAZO

El breve tránsito de la lucha

El chicuelo ha salido. Durmió, durmió en la era

EL CRIMEN O IMPOSIBLE

EL CUERPO Y EL ALMA

Él decía palabras

EL DESNUDO

El día ha amanecido

EL ENGAÑO

EL ENTERRADO

EL ENTIERRO

EL ESCARABAJO

EL ESCUCHADOR (GUSTAVO ADOLFO BÉCQUER)

EL FRÍO

EL FRÍO

EL FUEGO

EL FUEGO FINAL

EL INTERIOR DEL BRAZO

El leñador oprime

El malagueño Pablo, envuelto en rojos

EL MAR

El mar bituminoso aplasta sombras

El mar castiga el clamor de las botas en seco

El mar, la tierra, el cielo, el fuego, el viento

EL MAR LIGERO

EL MAR NO ES UNA HOJA DE PAPEL

EL MÁS BELLO AMOR

EL MÁS PEQUEÑO

EL MORIBUNDO

EL MUERTO

El muerto alienta. Terco

El mundo encierra la verdad de la vida

El mundo era una línea

EL MUNDO ESTÁ BIEN HECHO

El mundo glorifica sus alas

El niño comprende al hombre que va a ser

EL NIÑO MURIÓ (NANA EN LA SELVA)

EL NIÑO RARO

EL NIÑO Y EL HOMBRE

EL OJO: PESTAÑA, VISIÓN

EL OLVIDO

EL OTRO DOLOR

EL PELO

El pelo crespo inicia

El pelo surge y lucha

Él perfilaba despacio sus versos

EL PERFUME

El pez espada, cuyo cansancio se atribuye ante todo a la imposibilidad de horadar a la sombra

El pie desnudo. Solo

EL PIE EN LA ARENA

EL POETA

EL POETA CANTA POR TODOS

EL POETA NIÑO

EL POETA SE ACUERDA DE SU VIDA

EL PROFESOR

EL PUEBLO ESTÁ EN LA LADERA

El puro azul ennoblece

El que mire al pasar en el salón cuidado

EL RÍO

EL SEXO I

EL SEXO II

EL SILENCIO

EL SOL

El sol cansado de vibrar en los cielos

EL SOL VICTORIOSO

EL SOLITARIO

EL SUEÑO

EL TONTO

EL ÚLTIMO AMOR I

EL ÚLTIMO AMOR II

El valle su cuenca

EL VALS

EL VIEJO Y EL SOL

EL VIENTO

EL VIENTRE

El vientre está esponjándose

El vientre tiene

EL VISITANTE

ELEGÍA

EMILIO PRADOS (RETRATO EN REDONDO)

EN EL ALBA

EN EL BOSQUECILLO

EN EL CEMENTERIO

En el centro del pueblo

EN EL FONDO DEL POZO (El Enterrado)

EN EL JARDÍN

EN EL LAGO

En el postrer paseo

En esa ciudad muerta hay polvo vivo

EN LA ERA

EN LA MUERTE DE PEDRO SALINAS

EN LA PLAZA

En medio de los adioses de los pañuelos blancos

En medio de los mares y en las altas esferas

En óvalo tu rostro, de asechanzas

En volandas,

Entrar sin música en el mar; vengo del mundo

ENTRE DOS OSCURIDADES, UN RELÁMPAGO

Entre las piernas suaves pasa un río

EPÍLOGO. MATERIA ÚNICA

EPITAFIO

¿Era acaso a mis ojos el clamor de la selva

Éramos aún niños los dos

Eres hermosa como la piedra

Es el esfuerzo humano, ciertamente

Es el más pequeño de todos, el último

Es estar engañado estar más muerto

Es joven todavía. Allí en el Álamo

Es la infancia, se sabe, una visión moderna

Es posible que sea... Es la misma. Miradla

¡Es tan dulce saber que nunca se enfada!

Esa huella no es beso

Esa mano caída del occidente

Esa materia tientas

Esa mentira o casta

Esa sombra o tristeza masticada que pasa doliendo no oculta las palabras

Esa tristeza pájaro carnívoro

Esas risas, esos otros cuchillos, esa delicadísima penumbra

ESCENA V: LA BOFETADA

Ese dibujo acaso

Ese que veis ahí fue un hombre triste

Espina tú, oído blanco

Esquivias: bello nombre. La plaza es grande

Esta conciencia del aire extenso ocupa su sitio justo

Esta misma canción que vuela

Estaban todos ahí, diseminados, agrupados, en un rincón de la vieja plaza del pueblo

Estancia soleada

ESTAR DEL CUERPO

Este muchacho ha visto

Estos tres, una mujer, dos hombres

Estoy solo. Las ondas; playa, escúchame

ETERNAMENTE

ETERNO SECRETO

Extraña sensación cuando vemos a nuestra amada

FÁBULA QUE NO DUELE

Febrilmente aún escribes

FÉLIX

FIGURA DEL LEÑADOR

FILO DEL AMOR

Fin de una vida, fin de un amor. La noche aguarda

FINAL

FORMA

FORMA

FORMAS SOBRE EL MAR

Fresco sonido extinto o sombra, el día me encuentra

Fronda. Noche cerrada. Ausente el cuerpo

FUGA A CABALLO

FULGURACIÓN DEL AS

Giro redondo, gallo

Guitarra como luna

GUITARRA O LUNA

Había vivido mucho

Habitaba conmigo allí en la colina espaciosa

HACIA EL AMOR SIN DESTINO

HACIA EL AZUL

Haces camino. —¡Qué gusto

Hallazgo en las sombras

HAY MÁS

Hay momentos de soledad

Hay un temblor de aguas en la frente

He acudido. Dos clavos están solos

He aquí que por fin llega al verbo también el pequeño escarabajo

He nacido una noche de verano

Heme aquí frente a ti, mar, todavía

Hemos andado despacio, sin acabar nunca

Hemos mentido. Hemos una y otra vez mentido siempre

Hermoso es el reino del amor

Hermoso es, hermosamente humilde y confiante, vivificador y profundo

HIJA DE LA MAR

HIJO DE LA MAR

HIJO DEL SOL

HIJOS DE LOS CAMPOS

Hilo o más bien rayo de sombra

HISTORIA DE LA LITERATURA

Hoy ese rostro tiene, en ese otro cuerpo, de hoy, donde le ves, los ojos

Hoy estoy más contento

Hoy te quiero declarar mi amor

HUMANA VOZ

HUMANO ARDOR

Iban entrando uno a uno y las paredes desangradas

IDA

IDEA

IDEA DEL ÁRBOL

Imagen dulce de la esperanza

IMPAR 11

INSTANTE

ÍNTEGRA

INTERMEDIO. LA PAREJA

Isla gozosa que lentamente posada

JUANA MARÍN

JUNIO

JUNIO DEL PARAÍSO

JUVENTUD

JUVENTUD

LA CABEZA

La celeste marca del amor en un campo desierto

LA CERTEZA

La cintura no es rosa

LA CLASE

La cobra toda ojos

LA COGIDA (PLAZA DE TOROS)

La decadencia añade verdad, pero no halaga

LA DICHA

LA ESTAMPA ANTIGUA

LA EXPLOSIÓN

LA FORMA Y NO EL INFINITO

LA FRONTERA

LA FUENTE (INGRES)

LA HERMANILLA

La inocencia reclama su candor

LA IRA CUANDO NO EXISTE

LA ISLA

LA JOVEN

LA LLUVIA

La luna. Cómo se yergue

La luna es ausencia

LA LUNA ES UNA AUSENCIA

LA LUZ

La luz, la hermosa luz del Sol

La madre empieza

LA MADRE JOVEN

LA MANO

LA MUERTE

LA MUERTE O ANTESALA DE CONSULTA

La música pone unos tristes guantes

LA NOCHE

LA OREJA - LA PALABRA

LA OSCURIDAD

LA PALABRA

LA PALABRA

La palabra fue un día

LA PAREJA

LA PIERNA

La primavera insiste en despedidas, arrastrando sus cadenas de cuerdas

LA REALIDAD

La realidad que vive

LA ROSA

LA SANGRE

LA SELVA Y EL MAR

La severidad del mundo, estameña

LA SIMA

La soledad conjunta a pocos deja fuera, y cae en los rostros

La soledad, en que hemos abierto los ojos

LA TIERRA

La tierra conmovida

La tristeza u hoyo en la tierra

LA UNA

La una. Se pretenden

LA VENTANA

LA VERDAD

LA VIEJA SEÑORA

Lago transparente

LAS ÁGUILAS

LAS BARANDAS

Las casas se levantan

LAS MANOS

«LAS MENINAS»

LAS OCHO

Las ocho. Se querrían

Las palabras del abandono. Las de la amargura

Las rosas blancas, las de metal pasado, las que oscurecen los ojos

LAS SEIS

LAS TRES

Las ventanas abiertas

LAZO

Lejos estás, padre mío, allá en tu reino de las sombras

LENTA HUMEDAD

Leve, ingrávida, apenas

LIBERTAD

LIBERTAD CELESTE

Ligera, graciosamente leve, aún me sonríes. ¿Besas?

¿Lo comprendes? Lo has comprendido

Lo que yo no quiero

Lo que yo siento no es el mar

¿Lo sabes? Todo es difícil. Difícil es el amor

LOPE, EN SU CASA

LOS AMANTES ENTERRADOS

Los amantes no tienen vocación de morir

LOS BESOS

LOS BESOS

«LOS BORRACHOS»

LOS CIELOS

LOS DORMIDOS

Los montes, limpios del azul dormido

Los ojos eran azules

LOS POETAS

¿Los poetas, preguntas?

Lumen, lumen. Me llega cuando nacen

Luna de mármol, rígido calor

LUNA DEL PARAÍSO

LUZ

MADRE, MADRE

MANO DEL POETA VIEJO (LOPE DE VEGA)

MANO ENTREGADA

MAÑANA NO VIVIRÉ

Mañana vieja. Filosofía. Nueva

MAR

MAR DEL PARAÍSO

MAR EN LA TIERRA

MAR MUERTO

Mar, oculta pared

MAR Y AURORA

MAR Y NOCHE

MÁS ALLÁ

Más allá de la vida, mi amor, más allá siempre

Mas si el latido empuja

MATERIA

MATERIA HUMANA

Me miras con tus ojos azules

MEMORIA

MEMORIA

MENDIGA EN ATRIO ROMÁNICO (COMPOSTELA)

MENSAJE

Menudo imprime el pie

MI ROSTRO EN TUS MANOS

MI VOZ

Mía eres. Pero otro

MINA

Mira mis ojos. Vencen el sonido

Mira tu mano, que despacio se mueve

Mirad a los amantes

MIRADA FINAL (MUERTE Y RECONOCIMIENTO)

Miráis. Ahí el dintel, con su dicción antigua

Miraste amor y viste muerte

Miré tus ojos sombríos bajo el cielo apagado

Miró, miró por último y quiso hablar

Muchacha, corazón o sonrisa

MUDO DE NOCHE

MUERTE

MUERTE EN EL PARAÍSO

Mueve el viento

MUNDO INHUMANO

MUÑECAS

NACIMIENTO DEL AMOR

NACIMIENTO ÚLTIMO

NADIE

Navío sosegado que boga por un río

Negros de sombra. Caudales

...Ni a mí que me llamo Súbito, Repentino, o acaso Retrasado

NIÑEZ

Niño en ciudad, niño dormido en la primera cuna flotante

No

No. ¡Basta!

NO BASTA

No busquéis esa historia que compendia la sinrazón

NO BUSQUES, NO

No digas tu nombre emitiendo tu música

No eres tú la misma que siempre me ha rodeado

No es lo mismo la boca

No es tu final como una copa vana

NO ESTRELLA

NO EXISTE EL HOMBRE

No he de volver, amados cerros, elevadas montañas

No importan los emblemas

No lo sé. Fue sin música

No mientas cabelleras diáfanas, ardientes goces

No, no clames por esa dicha presurosa

No, no es eso. No miro

No. No. Nunca. Jamás

No pretendas encontrar una solución

No pronuncies mi nombre

NO QUEREMOS MORIR

No quiero engañarme

No sé. Por esos aires ligeros, por esas ligeras manos

No sé si soy bella

No son tus ojos esas dos rosas que, tranquilas

No te acerques. Tu frente, tu ardiente frente, tu encendida frente

NO TE CONOZCO

No te olvides, temprana, de los besos un día

NOCHE CERRADA

NOCHE INICIAL

NOCHE SINFÓNICA

NOMBRE

Nostalgia de la mar

NUBE FELIZ

O en la iracunda búsqueda, pensado

OFRECIMIENTO

Oh diosa, ligera eras tú, como un cuerpo desnudo

Oh odio que no se redime

«Oh, quisiera decirte...» Es un susurro

¡Oh, sí, mirad a la pareja inmóvil

ORILLAS DEL MAR

Oscuro el corazón

OTRA NO AMO

PADRE MÍO

PAISAJE

Pájaro como luna

PÁJARO DE LA NOCHE

Pájaros, las caricias de vuestras alas puras

PÁJAROS SIN DESCENSO

PALABRAS

PALABRAS (EL MORIBUNDO)

Para borrar tu nombre

Para final esta actitud alerta

Para quién escribo

¿Para quién escribo?, me preguntaba el cronista

Para ti, que conoces cómo la piedra canta

PARTIDA

PASTOR HACIA EL PUERTO

Pendiente de ese tronco

Perdidamente enamorada la mujer del sombrero enorme

Perdonadme: he dormido

Perdóname que cuando se detiene la tristeza

Pero ¿a quién amas, dime?

Pero es más triste todavía, mucho más triste

Pero esta cara, sí, es de hoy y próxima, y viene y sigue y pasa

Pero este mismo rostro (¿es el mismo?) es de hoy

Pero no, abra su puerta y entre

Pero no basta, no, no basta

Pero no importa que todo esté tranquilo

Pero no son tus ojos, tranquilos

Pero otro día toco tu mano. Mano tibia

Pero tú ven aquí, óyeme y calla

Pero yo sé que pueden confundirse

PICASSO

PISADA HUMANA

Plantada, la noche existe

PLAYA IGNORANTE

PLENITUD

PLENITUD DEL AMOR

PODERÍO DE LA NOCHE

POEMA DE AMOR

Por eso tú

Por la ciudad callada el niño pasa

¿Por qué, por qué llorar? Acabó el amor

¿Por qué protestas, hijo de la luz

¿Por qué te miro, con tus ojos oscuros

Por todas partes se ven figuras varias, nunca contradictorias

POR ÚLTIMO

Porque naciste en la aurora

POSESIÓN

PRIMAVERA EN LA TIERRA

PRIMER PAR 1

PRIMER PAR 2

PRIMERA APARICIÓN

Primero fue desde el tronco la aventura

Pronto

QUE ASÍ INVADE

¡Qué clara luz en la mañana dura!

¡Qué difícil decirlo! Todos estáis cansados

¿Qué firme arquitectura se levanta

Qué fresco y nuevo encanto

Qué gusto estar aquí, en este suelo donde la materia

Qué hermoso este primer día del invierno

¿Qué hora? La de sentirse

¿Qué linfa esbelta, de los altos hielos

¿Qué sonríe en la sombra sin muros que ensordece

Qué voz entre los pájaros de esta noche de ensueño

¿Quién dijo acaso que la mar suspira

¿Quién dijo que ese cuerpo

¿Quién eres, dime? ¿Amarga sombra

¿Quién sufre? Pasé de prisa

QUIERO PISAR

QUIERO SABER

Quiero tu nombre aquí

QUINTO PAR 9

QUINTO PAR 10

Quizá nunca fue niña: anciana

RELOJ

Remota sensación de tempestades

REPOSO

RESACA

RETRATO

RETRATO

RETRATO A FONDO ABIERTO

RIÑA

RÍO

ROPA Y SERPIENTE

ROSTRO FINAL

Sabemos adónde vamos y de dónde venimos

SALÓN

Se ha de ver en tus manos el viento

Se ha visto al docto profesor que no entiende

Se ha visto al viejo triste, cansado de existir

Se han entrado ahora mismo una a una las luces del verano

Se iba quedando callada

SE QUERÍAN

SEGUNDO PAR 3

SEGUNDO PAR 4

SER DE ESPERANZA Y LLUVIA

Sería como si hermanas

Sí, detenida

Si miro tus ojos

Si revolvéis la esquina

Sí, sí, es verdad, es la única verdad

Sí, te he querido como nunca

Si yo fuese un niño

SIEMPRE

Siempre te ven mis ojos, ciudad de mis días marinos

Siento el silencio como esa piedra blanca que resbala

SIERPE DE AMOR

SILENCIO

Símbolo de la luz tú fuiste

SIN AMOR

SIN ESPERANZA

SIN LUZ

SIN RUIDO

Sobre esa arena yace todavía. Es la playa de Benalmádena

Sobre la fuente había piedra limpia

SOBRE LA MISMA TIERRA

Sobre la pista

Sobre parajes limpios

Sobre tu pecho unas letras de sangre fresca dicen que el tiempo

Sois los mismos que cantasteis

SOL DURO

Solo eres tú, continua

Sólo la luna sospecha la verdad

SÓLO MORIR DE DÍA

Sólo te veo a ti

Sombra feliz del cabello

Sombras del sur, sombras aquí

SON CAMPANAS

SOY EL DESTINO

SUICIDIO

SÚPLICA

TABLA Y MANO

¡Te amé, te amé!

Te amé, te amé, por tus ojos, tus labios, tu garganta, tu voz

Te amo sueño del viento

¿Te quiere?

Te vi una noche templada

TEMPESTAD ARRIBA

TEN ESPERANZA

Tendida tú aquí, en la penumbra del cuarto

Tenía la naricilla respingona, y era menuda

TENDIDOS DE NOCHE

TERCER PAR 5

TERCER PAR 6

Tiene ojos grandes, empañados, hondos de dulzura y cariño

TIERRA DEL MAR

Toda descote, la platea brilla

Todo el fuego suspende

Todo es así. Todo es vivir finando

Todo tú, fuerza desconocida que jamás te explicas

Todos ellos eran hermosos, tristes, silenciosos, viejísimos

TORMENTO DEL AMOR

TORO

TOTAL AMOR

TRISTEZA O PÁJARO

TRIUNFO DEL AMOR

Tu ardiente morenía, espada vengadora

Tú, en cambio, sí que podrías quererme

Tú eres, ligero río

ÚLTIMO AMOR

Un alma, un velo o un suspiro

Un bosque de veleros

Un coro de muñecas

Un día para los hombres llegaste

Un hombre largo, enlevitado y solo

Un pájaro de papel en el pecho

Un pájaro de papel y una pluma encarnada

Un pelo rubio ondea

Una cargazón de menta sobre la espalda

Una dulce pasión de agua de muerte no me engaña

Una luz, una sombra

Una mar. Una luna

UNA NIÑA CRUZABA

Una sombra. Sólo una

Una tarde de otoño caída del occidente

Una tristeza del tamaño de un pájaro

Una vieja

UNIDAD EN ELLA

VAGABUNDO CONTINUO

Vagamente cansado el día insiste

Valle de ausencias claro

Vasos o besos, luces o escaleras

VEN, SIEMPRE VEN

VEN, VEN TÚ

Venías cerrada, hermética

Ventana, agujero pobre

VERBENA

VERDAD SIEMPRE

VIAJE

VIDA

VIDA

Vienes y vas ligero como el mar

VIENTO DEL ESTE

Viento negro secreto que sopla entre los huesos

VIENTRE CREADOR

Viniera yo como el silencio cauto

Vinieras y te fueras dulcemente

«VIOLETA»

VÍSPERA DE MÍ

VOCES

Volcado sobre ti

Vosotros conocisteis la generosa luz de la inocencia

Vosotros fuisteis

Vosotros los que consumís vuestras horas

Voy a cantar doblando

Y su torso se yergue. Está desnudo

Y tú que en la noche oscura has abierto los ojos y te has levantado

YA ES TARDE

YA NO ES POSIBLE

Yo iba en bicicleta al colegio

Yo no sé si me has comprendido

Yo os tuve, amantes delicadas que como gráciles criaturas

Yo sé que estás aquí en mi mano

Yo sé que todo esto tiene un nombre: existirse

Yo te he querido como nunca